lunes, 16 de enero de 2017

Interregno

Imagen : Inés Rehberger 



Sabe que es una apátrida, se ha construido su propio país y está un poco loca, instalada en el invernadero estéril de sus horas, donde las flores dejaron de brotar y ahora crecen yuyos, hierbajos que emponzoñan sus mejores intenciones.

Sabe que hace ya un tiempo perdió el gobierno de su vida, que existe a su manera, de espaldas a una realidad que se está pudriendo como un inmenso fruto socavado por millones de tenias.

A los veinte años tenía la creencia de que el mundo era un espléndido diamante mal tallado y necesitaría de muchos expertos del arte de la lapidaria para que le extrajeran la magnificencia que albergaba. En sus convicciones, el paso de un diamante en bruto a un melón putrefacto, fue lento. Piera recién hoy puede ponerlo en esos términos porque toda ella es un grito fatigado, en el que se destacan algunas notas discordantes de chifladura.

Sabe que no hay certezas; se deben improvisar respuestas, acciones que apenas tapan agujeros y destapan otros. La humanidad entera camina sobre arenas movedizas. También sabe que hay pocas manijas, clavos, perchas o salientes a los que aferrarse. Cambian a cada rato o ella misma los aniquila por inservibles.

Cuando estamos bien de salud no nos planteamos esas cuestiones, vamos y actuamos —se dice. Hoy su estado de incertidumbre es permanente. Con cada latido merma el tiempo adicional que le proporciona la medicación.

Le están sucediendo cosas raras. Suele haber un goteo de lluvia dentro de su cabeza. Escucha el tintineo anestesiante con placer. La consecuencia es quedarse dormida de un momento para otro, sentada con un libro en la mano, a la mesa después de la cena o mirando una película.

En medio de ese sopor surgen personajes desconocidos, actores que participan en las metáforas absurdas organizadas por su subconsciente, para protestar o mostrar algo que Piera nunca entenderá.

Qué simbolizaba aquella mujer con cara de gitana, subida al techo de un tren antiguo. Trazaba jeroglíficos en el humo que envolvía a la locomotora, mientras gritaba: el destino está escrito en el idioma de los imposibles. Lo decía en una lengua extraña, que Piera comprendió como si fuese la propia.

O aquel otro sueño donde vio a sus pies un cuenco enorme de ónix en el que unos brotes, de un verde inigualable, intentaban asomarse por entre la sequedad de la tierra. Piera corrió a buscar un jarro, lo llenó de agua y regó las plantitas. Con horror comprendió que el agua estaba hirviendo y la lozanía de las hojas que la deslumbraran se había convertido en una pulpa parduzca. La tierra ávida la deglutió de un bocado.

No recuerda palabras, hechos cotidianos recientes, como si estuviera viviendo en un país de tinieblas o que nada de eso le hubiera ocurrido a ella. Ahora, en cambio, no se le olvidan los sueños ni las sensaciones que le dejan, a veces gratas, otras enigmáticas o atemorizantes.

Acaso haya dos Pieras: la que se desvanece en el mundo real y la que resurge en los sueños.


©  Mirella S.   — 2016 —

Imagen: Inés Rehberger




64 comentarios:

  1. Me gusta esa resolución que le das al conflicto.
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No me fue fácil pero, finalmente, encontré la que se adecuaba al temperamento de Piera.
      Gracias, Tracy, besos.

      Eliminar
    2. entrelazas de tal manera las letras que realmente se ve claro el sentimiento,muy bueno.

      Eliminar
    3. Muy amable, Marcela, un gusto que lo disfrutaras.
      Saludos.

      Eliminar
  2. Algunos vivimos dos o tres vidas en el mismo instante.

    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, nos suele pasar a los que estamos un poco fuera de la realidad, que nos resulta ardua de sobrellevar.
      Gracias, Chaly.
      Besos.

      Eliminar
  3. Like walking on quicksand.
    I know the feeling.
    This is nice . . .
    Sweet kisses for YOU.
    xx

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. I'm glad you can understand the writting.
      Thanks a lot, Rick.
      Kisses.

      Eliminar
  4. Me quedo con ganas de saber muchísimo más de Piera. No es fácil laudar la,palabra escrita,como tú lo hacer, Mirella. Es esa mezcla de poema y prosa y de prosa y poema casi perfecta.
    Eres una artista de las de verdad.
    Me gustan las dos Pieras y creo que son muy tuyas y de ti.

    Me encantó.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya publiqué otros textos sobre Piera y tengo preparado alguno más.
      En algunos aspectos Piera es una especie de alter ego mío, sobre todo de las cosas que no me gustan de mí... jajajaj...
      Gracias por tu comentario y me da gusto que hayas disfrutado de la lectura.
      Un abrazo, Tin.

      Eliminar
  5. La variedad de personalidades magnifican al ser humano

    Estas mujeres son fantásticas

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. De otro modo seríamos muy aburridos y predecibles.
      Contenta de que te gustaran las dos Pieras.
      Besos, Oscar.

      Eliminar
  6. Piera se sumerge en sus sueños quizás queriendo escapar del espléndido diamante que creyó era la realidad. Sabremos más de Piera?? Me gustan las dos.
    Muy lindo Mirella.
    Besos.

    Te lo vuelvo a dejar, cometemos ese error muchas veces ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Laura, muy amable por volver a escribirlo.
      Hay más de Piera, ya publicado en la etiqueta "historias de Piera" y tengo algunos textos en preparación, también sobre ella... y sus pequeñas locuras.
      Un gran abrazo.

      Eliminar
  7. Yo apuesto a que Piera está brotando en el país de sus sueños.
    Y en ellos resplandecerá.

    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. O tal vez tiene un brote esquizofrénico... el tiempo dirá.
      Mientras tanto puede sobrevivir así.
      Un gran abrazo, Xavi.

      Eliminar
  8. Magnífico retrato literario.Se funden prosa y poesía, en pinceladas que dibujan la complejidad del personaje. Como a muchos nos ocurre, Piera vive la realidad que le impone la vida cotidiana y los sueños que el alma fabrica para seguir esperanzada.

    Un abrazo, Mirella.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Piera es muy compleja, son interesantes los personajes con varias facetas, algunas ocultas o extrañas.
      A veces se necesita vivir así, con un pie en la realidad y otro en un mundo paralelo.
      Mil gracias, Fanny, me dejaste un comentario muy lindo.
      Besos.

      Eliminar
  9. ¡Joya! Es un placer deslizarse por cada palabra!!
    Abrazo!!

    ResponderEliminar
  10. Muy bonito Mirella, me ha gustado esas Pieras que conviven, la de la cotidianidad y la que escapa y sueña, con la libertad que dan los sueños, donde todo es posible y distinto porque no hay certezas y en ese improvisar es en sus sueños donde es más libre quizás por la misma esencia de los sueños.
    Un placer leerlo y disfrutar de la musicalidad de tus letras, precioso.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Todos tenemos ciertos aspectos que no cuadran con la realidad, especialmente si nos gusta alguna expresión artística.
      Se nos hace necesario usar a los personajes para vivir en las letras ciertas reflexiones o sentires que no siempre se pueden compartir. Al escribir nos sentimos más libres, por lo menos así me siento yo.
      Muchas gracias, Conxita, con un gran abrazo.

      Eliminar
  11. Me ha gustado mucho Mire. Me ha parecido enigmático y me encanta la forma en que lo cuentas. Leo que será un personaje, quizá de una novela, quizá de otra cosa. Me alegra saberte escribiendo, quiero pensar que estás bien, o al menos no tan mal. Dijiste que ibas a dejar el blog por un tiempo pero ya ves que no has podido, quién podría si esto es tan adictivo como la mejor droga.
    Un gran abrazo amiga querida.
    Beeeesos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No de una novela, pero sí un personaje al que recurriré a veces para contar ciertas escenas, especialmente interiores.
      No estoy demasiado bien, trato de llevarlo, pronto debo hacerme unos cuantos estudios.
      El año pasado sí, hubo un momento que quise dejar el blog, pero ahora me doy cuenta de que no me favorecería aislarme y trato de mantenerlo, en la medida que puedo.
      Gracias por tus palabras, querido Gildo.
      Un abrazo fuerte y el infaltable beeeeso.

      Eliminar

  12. Fantástico relato, Mirlo. Me ha encantado. Mucho.
    Creo que relatas el pasado de muchos, el futuro de otros. Esa situación de desdoblamiento que si bien es consciente en un momento también se sabe que llegará al punto de la inconsciencia, en el que ya no sepamos de que lado del espejo de la vida estamos.

    un abrazo

    · LMA · & · CR ·

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me parece que Piera está en ese punto crucial de no saber bien desde que lado mira las cosas.
      Muchas gracias y me da gusto que lo disfrutaras, Bolo.
      Un abrazo.

      Eliminar
  13. Todos somos un poco Piera, algunos un mucho, y es acaso la manera de mantener la locura sin perder la razón, los sueños son viajes no emprendidos. Sigues enamorándonos de tus letras, son arte. Te abrazo con cariño

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es que no es fácil vivir en esta realidad tal como se nos presenta en estos tiempos. Entonces cuando hay mucha sensibilidad se necesita recurrir a sueños, a pequeñas trampas para seguir moviéndonos en este mundo caótico.
      Gracias, Ester, besos con mucho afecto.

      Eliminar
  14. La dualidad que todos llevamos dentro ... mientras los sueños no nos lleven a la desazón ...
    Tus palabras son una maravilla

    Abrazos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Soñamos de todo, Esme, es una forma de depurar la psiquis y Piera los usa para seguir viva, un poco loca, pero viva.
      Un gusto que te vayas contenta.
      Besotes.

      Eliminar
  15. Me encantó tu escrito, Mire como siempre deslizas sutilmente la pluma e invitas a adentrarnos en el personaje

    Supongo que, y digo supongo porque ni sé! que tenemos más de un yo dentro de nuestro yo, compensarlos es lo que no salva de la llamada locura .... sin que uno ahogue del todo al otro
    Un placer siempre leerte y mira hoy un abrazo para ti y para Piera , porque me encantó ¡

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tenemos muchas facetas que sacamos a relucir según las oportunidades y situaciones.
      Para afuera somos educados, amables, alegres (o no) y en lo profundo albergamos la melancolía, esa pizca de locura y tantas cosas más que guardamos para nosotros... o para cuando escribimos.
      Gracias por tus elogiosas palabras, María.
      Un abrazo mío y otro de Piera.

      Eliminar
  16. Piera tiene muchas vidas y deberías juntarlas en una nueva antología, solo de historias sobre ella.
    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Raúl ¿tenés la bola de cristal, sos medio brujo, te lo contó uno de tus fantasmas...?
      La idea está, veamos si la llevo a cabo.
      Gracias y saludos.

      Eliminar
  17. Envuelta en el personaje estoy, pensando que casi todos somos un poco Piera.
    Me encantó leerte.
    Besitos
    :D

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Todos tenemos un poco de todos, la materia del ser humano no es tan original, especialmente en el campo de las emociones.
      Besotes, linda.

      Eliminar
  18. Tus letras me embelesan y atrapan, ya que lo mismo estás para un roto que para un descosido.

    Besos Mirella.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegro que así sea, Rafa. Lo que no entendí es lo del roto y del descosido, pero viniendo de vos seguramente será algo bueno.
      Un gran abrazo.

      Eliminar
  19. Sorprende lo que otros son capaces de ver en sus sopores y en sus ensoñaciones, Mirella :D Yo lo único que consigo es que los gatos se me tumben encima en cuanto bajo la guardia... y con ellos solo puedo tener dulces sueños.

    Pero tonterías al margen, mola mucho el relato. Me ha gustado leerlo ^^

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Dicen que los gatos absorben o neutralizan toda la mala energía que hay en el ambiente, leí en algún lado, Por lo tanto, Holden, tus dulces sueños se deben a ellos.
      Me alegra que te gustara el texto.
      Abrazo.

      Eliminar
  20. Para los solitarios, los frustrados, los decepcionados, muchas veces acostarse y soñar, es mucho más que simplemente descansar: es entrar en otra vida, más significativa, positiva, estimulante. Eso sí, puede que la medicación esté incidiendo mucho en Piera. En una de esas se hace adicta a medicarse y soñar, y seguir soñando.

    Más saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sobre Piera ya escribí y publiqué algunas escenas de su vida. Toma la medicación porque tiene una enfermedad, tema que todavía no traté directamente.
      Cuando el propio mundo y el externo no son lugares fáciles, los sueños sirven para seguir vivo.
      Gracias, Julio, un abrazo.

      Eliminar
  21. Hay una frase que no sé si habría que retocar, aunque es más bien una cuestión de gramática: "No recuerda palabras, hechos cotidianos recientes, como si estuviera viviendo en un país de tinieblas o que nada de eso le hubiera ocurrido a ella.", ¿no debería ser "o como si nada de eso..."? Igual no, yo por si acaso te lo dejo ahí.

    Hola, Mirella. Un personaje misterioso y complejo, aunque muy triste y atormentado por lo que no parece ser sino su propia personalidad. Como de costumbre es un dibujo nítido, nada que decir respecto al estilo: un tratamiento sin mácula, la poesía buceando en la prosa con soltura y una atmósfera de las que tan bien te quedan. Y crear un personaje que tiene casi más vida dentro que fuera y las va enlazando siempre es genial.
    ¡Feliz 20127 en tu blog y un abrazote! ^_^

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tendría que reformular la frase, para que no queden dos "como" en la misma oración.
      Así es, Jorge, un conjunto de circunstancias, internas y externas, que llevan a Piera hacerse un poco a un lado, como si viviera tangencialmente.
      Ya escribí sobre ella y lo seguiré haciendo, de este modo, pequeños momentos de su vida.
      Gracias por tu visita y también te deseo mucha felicidad y escritura para este año.
      Abrazos.

      Eliminar
  22. Piera medicada, vive dos vidas, tiene dos mundos a los que enrolarse y navegar...puede que ninguno de los dos le baste a su cerebro e intente crear nuevos a golpes esquizofrénicos...
    Y sin embargo, la magia de ser distinta la transita.
    Ahí va lo que me ha inspirado el mundo de Piera tan fascinante, confuso y difuso.
    :)
    Besos, maestra.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bien captado, Marinel, muchas gracias por la impresión que te causó el texto.
      Seguirás leyendo sobre Piera, porque me interesa bucear en su historia, sus estados de ánimo y algunas vivencias.
      Abrazo, poeta.

      Eliminar
  23. Hola Mirella querida, buen día y mi deseo que este año sea bueno para ti colmado de bendiciones.
    Me gusta el relato sobre Piera de alguna manera me identico con tu personaje y en verdad deseo que no se desvanezca y que resurga del mundo de los sueños con mucha fortaleza para tener mucho más de ella.

    Besos,mi hermosa.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Un gusto que disfrutaras del relato y entendieras las complejidades del personaje. Estoy intentando armar algo con Piera, textos sin continuidad pero que vayan mostrando distintos momentos de su vida.
      Muy agradecida por tu lectura, Euge y que este año también sea bueno para vos.
      Un enorme abrazo.

      Eliminar
  24. Que buen personaje es Piera. No suele ser fácil crear un ser mitad normal, mitad locura, sueño y realidad y con esos ingredientes mantener el interés del lector.
    A veces me parezco un poco a Piera...

    un abrazo.

    mariarosa

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es un personaje que se fue armando solo, quizás por que se parece bastante a mí... jeje...
      Retrato distintos momentos de su vida, sin seguir un orden cronológico. Si tengo material suficiente puede ser que lo reúna en un librito.
      Gracias, Mariarosa, besos.

      Eliminar
  25. Hola acabo de encontrar tu blog, me ha gustado y con tu permiso me quedo siguiéndote, yo también tengo un blog por lo que te invito a el, se llama " estoy entre páginas" , saludos..

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por la visita, Cristina, bienvenida y me alegro de que te gustara el blog.
      Pasaré a visitarte.
      Besos.

      Eliminar
  26. Ay, ay, ay! Mirella sos una escritora con mayúsculas! Entre la realidad y el sueño...casi imaginé que Piera tendría mucho de vos, te la apropiaste por momentos, o afloró, no sé, una u otra. Me encantó! Grande abbraccio!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Imaginaste bien, Patzy, en Piera vuelco cosas mías y las mezclo con otras que invento sobre la marcha.
      Uno puede escribir sobre situaciones que nunca vivió, pero siempre lo hace desde su mirada.
      Tanto tiempo, querida amiga, espero que tus cosas estén bien, aprovecho para desearte un magnífico 2017.
      Un forte abbraccio.

      Eliminar
  27. Me alegra visitarte y encontrarme con un nuevo relato, de veras que sí. Y lo disfruté mucho porque es un texto breve, con esas frases tan tuyas en las que resaltan la sonoridad de las palabras y las reflexiones agudas de Piera. La Literatura es tu ámbito, sin ninguna duda Mirella, el sitio en donde comunicar a través de tu personaje los sentimientos y las emociones que laten bajo la belleza de tus letras. Un enorme placer leerte.
    Un abrazo.
    Ariel

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Te agradezco la visita y el comentario tan positivo que me dejaste.
      La escritura es como me expreso mejor, pero mi primer amor fue el dibujo. Después se fueron fusionando en ilustraciones de cuentos infantiles que escribí en mi adolescencia y en algún cómic... hasta que solo quedaron las letras.
      Un abrazo, Ariel.

      Eliminar
  28. Dos personalidades distintas en Piera a saber cuál es la real. Tal cual en la vida.


    Un abrazo Mirella

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Las dos son reales, somos más de uno en nuestro interior. Somos lo que somos, más nuestras contradicciones.
      Gracias por la visita.
      Un fuerte abrazo, linda.

      Eliminar
  29. Respuestas
    1. Y vos siempre tan positivo, Adolfo.
      Un gran abrazo.

      Eliminar
  30. Es tremenda esa convicción de que siendo un diamante en un bruto, a uno le parece haber devenido en un melón putrefacto.
    Me identifico mucho con este texto, Mirel, quizás porque son cosas que hemos conversado tanto y en las que hemos coincidido ambos, cada uno en su situación. Si la Pipi no lo comparte, no me entero.No sé en qué momento se me pasó el aviso.
    Lograste sin duda un afianzamiento muy firme en eso de que la poesía destaque en el relato con poderosos golpes de efecto.
    Piera es un personaje que genera en el lector una seducción natural. Todos tus relatos sobre Piera poseen esa capacidad de que el rol protagonista atraiga por su complejidad.
    Muy bueno, mi amiga querida.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es probable que no te haya llegado la notificación, también me pasó con tu último post y también me enteré por la publicación de Pipi. Cosas de Blogger.
      Aparte de la problemática personal, este es un texto que tiene que repercutir en cualquiera que mire a su alrededor y vea lo que está pasando con este melón podrido en que se convirtió el mundo. Vos lo sabes mucho mejor que yo y que la gran mayoría.
      Sin embargo, después de un par de textos más, que todavía no publiqué, ahora la parte poética parece haberse callado y me salen escritos grotescos y poco literarios... en fin, son etapas.
      Gracias por el comentario, por tu apoyo y afecto, Gavrí.
      Un abrazo.

      Eliminar
  31. El texto me recordó esta frase de Anaïs Nin “Me niego a vivir en el mundo ordinario como una mujer ordinaria. A establecer relaciones ordinarias. Necesito el éxtasis. Soy una neurótica, en el sentido de que vivo en mi mundo. No me adaptaré de mi mundo. Me adapto a mí misma.”
    Habría que mimar a todas las que llevamos dentro, sin exceptuar a ninguna...

    Besos, Bella Dama.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A veces esta fidelidad hacia lo que somos y a no adaptarnos demasiado al mundo exterior, nos vuelve solitarios. Todo tiene su precio.
      Mil gracias, Eva, con un fuerte abrazo.

      Eliminar