miércoles, 17 de julio de 2013

Dibujo a lápiz




Dibujo de Patrice Murciano


Las rayas avanzan sobre el papel y se entraman en un sombreado leve. Primero ha esbozado el óvalo de la cara, insinuando la nariz, la boca, la almendra de los ojos. Sigue con el mechón de pelo que le cae sobre la frente en un nido de rulos. Después le da volumen a los pómulos.
Ha puesto oblicua la punta del lápiz para que el grisado sea parejo y disminuya la separación entre raya y raya. Igualmente lo va a esfumar con la yema del dedo.
Ella ha pedido una acuarela o un retrato al pastel, pero él contesta que va a empezar con un dibujo a lápiz. Ante el deseo frustrado, la boca de ella se cierra en una línea que parece un tajo. Pero él la conoce de memoria y casi no necesita mirarla; lo mismo ocurre con el resto de la cara. Lo hace sólo fugazmente para comprobar los efectos de las luces y las sombras que se proyectan en sus facciones.
La boca ya está perfilada, suculenta, con esa depresión en el labio inferior. A la nariz, corta y ancha, tiene la tentación de afinarla, darle elegancia, pero su mano trepa por el papel y se dedica a marcar las cejas.
Ha elegido un lápiz blando, que le permite modelar los rasgos casi como si fuera carbonilla. Se gasta rápido y debe sacarle punta en varias oportunidades. 
Del otro lado del caballete, ella aprovecha para lamentarse de la inmovilidad que le contrae los hombros, de la pose que le ha impuesto a la cabeza y de los calambres en las piernas dobladas. Es una modelo pésima, en estos últimos tiempos se ha vuelto quejosa, indolente.
El cuerpo, antes tan deseado, ahora le parece una tierra árida y lo plantea con unos pocos trazos secos. No entiende porqué se demora en la cabeza. El pelo es una trama sombría de serpientes que se enroscan y desenroscan y reptan por el cuello.
Está gastando el grafito y nota que aprieta cada vez más la punta sobre el papel. Quiere terminar de una vez y con el lápiz nuevamente afilado entra en la órbita de los ojos. Levanta los suyos y ella le devuelve la mirada. Le recuerdan los de un caimán medio hundido en su pantano. Un ácido nauseoso le sube por la boca del estómago.
La mano se mueve ágil, gira en movimientos circulares. El ojo izquierdo queda terminado, con el párpado oculto por la ceja. 
Los dedos se tensan sobre el lápiz, contiene la respiración, la muñeca está rígida. Suelta el aire con un bufido y la mano, como si no le perteneciera, se agita convulsa. El filo de la punta se detiene, permanece inmóvil en el centro de la pupila oscura y en un gesto que escapa a su control, se clava en ese charco negro y traspasa el papel.
Del otro lado del caballete se oye un suspiro frágil y el ruido, amortiguado por la alfombra, de algo que se desploma.


©  Mirella S.   —Junio 2013—


Imagen sacada de la Web






     


Yo pinto las cosas no como las veo,

sino como las pienso.

Pablo Picasso



58 comentarios:

  1. excellent drawing. are very talented and crearive a big kiss charles

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Thanks Charles, I appreciate your words.
      A big hug.

      Eliminar
  2. Respuestas
    1. Para algunos sí. Gracias profe por estar siempre.
      Saludos.

      Eliminar
  3. Interesante mirada al tema del dibujo reactivo.
    Tu desarrollo caminó detenidamente.
    EL pintor parece haber proyectado su hastío.
    El dibujo tiene excelente realización.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muy amable Carlos, me alegro que te interesara y gracias por tus visitas, siempre puntuales.
      Muchos saludos.

      Eliminar
  4. ¡¡Wawww... que bueno!!

    Maravilloso cuento querida Mirella, un retrato oval pero con la luz de tu mágica imaginación.

    mariarosa

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ahora que lo decís tiene una temática similar al Retrato oval, sólo que al revés: el pintor no le fue extrayendo la vida, la quería muerta... jajaja!!!!
      Gracias por tus comentarios y por venir siempre.
      Abrazo.

      Eliminar
  5. ha sido todo un recorrido por el trazo
    detalle a detalle minuciosamente logrado

    abrazos Mirella
    buena jornada

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Elisa, es siempre un gusto que pases por el nido y dejes tus semillitas de buena onda.
      Muchos besos.

      Eliminar
  6. El mundo visto desde dos puntos, me encantó. Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Darío, últimamente me parece que escribo temas medio macabros, tal vez acordes con la época.
      Besos.

      Eliminar
  7. maravilloso
    Yo tambien pinto como me siento no como veo
    mil besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Mucha, si la realidad ya la tenemos, para qué volver a reflejarla tal cual, yo también creo que hay que recrearla.
      Besotes gordos.

      Eliminar
  8. Aceleras el relato de una manera fantástica.
    Un trazo suave que va tomando carrera y te lleva.
    Dos miradas, los mismos ojos.
    Un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tengo la tendencia a detenerme en los detalles y a veces temo que resulte aburrido, pero me gusta ir creando el clima.
      Muchas gracias Dana por el comentario estimulante.
      Besos.

      Eliminar
  9. Qué bueno cómo me fuiste llevando por el retrato, hasta me diste ganas de dibujar, tal vez así pueda escribirme mejor ;)

    Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hay que probar de todo Pato, yo lo hice y finalmente volví a la escritura, no sé si mejor o peor, pero es la forma expresiva que más me calza.
      Besos.

      Eliminar
  10. Perfecto, Mirella. Ese final es antológico.
    La historia es reflejo de ese arte que, a veces, devora al artista, bien sea porque lo engulle, bien sea porque el mismo artista le otorga vida o alma.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Qué comentario de lujo, Isabel! Es un placer tenerte por aquí.
      El arte da satisfacciones, pero también se traga buena parte de la vida del artista.
      Abrazos.

      Eliminar
  11. Que buen relato Mirella, y el final de apoteosis. Los artistas a veces son difícil de entender, y lo son porque son genios. Que buena la frase de Picasso. Yo también comento las noticias, como las pienso, y no como la leo: Con la diferencia de que yo, me estoy volviendo chiflado.

    Besos y abrazos Mirella.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En cuanto a la chifladura, Rafa, creo que hoy todos lo estamos un poco.
      Por lo menos la tuya se apoya en la ironía y el humor. En cambio mi rayadura es cada día un poco más trágica... jajaja!!!
      Muchas gracias por leerme y dejarme siempre tus palabras de apoyo.
      Besos o-besos.

      Eliminar
  12. El poder que nos regala el Arte... Hacemos nacer, podemos matar, cambiamos los colores, trazamos un camino para luego torcerlo y que nada sea lo que parece... Estupendo relato, Mirella! Hasta sentí que era parte de la mano del artista. Confieso que si no utilizo grafito B no puedo dibujar. Manías que una tiene ;-) Un beso para tí!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegra saber que dibujás, yo lo hice en una época y me encantaba sombrear a lápiz y la acuarela.
      Y en el arte se hace lo que no se puede o no se quiere hacer en la realidad y en esos momentos se tiene el poder... hasta que la autocrítica te lo baja de un hondazo... jajaja!!!!
      Gracias por acercarte, Bee.
      Un beso grande

      Eliminar
  13. un dibujo que regala el poder de una imginación que se arrastra por el arte. un excelente relato Mirella... por eso soy tu fan
    carlos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Te agradezco Carlos la "fans manía", cuando se arme el club, vas a ser el presidente.
      Muy contenta de tus visitas.
      Un gran abrazo.

      Eliminar
  14. MIrella, muy buena historia, la modelo no servía para tal fin.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La modelo y el pintor ya estaban cansados el uno del otro... el pintor fue más drástico... jajaja!!!
      Besos, Vero y gracias por venir.

      Eliminar
  15. Perdona, entre unas cosas y otras no he podido pasarme hasta hoy, sin embargo trataré de ponerme al día. Esto es lo primero que he leído, increíble el dibujo que trazaste, aparecía perfectamente esbozado en mi cabeza. Me parece un texto mucho más difícil de escribir de lo que podría parecer, ahora me tienes con muchas ganas de retroceder en el tiempo, que veo además que puedo perderme entre las entradas de una artista prolífica.
    Me alegro mucho de que dieras conmigo, así puedo leerte.
    ¡Un abrazo! ^_^

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno Jorge, tomalo con calma, es cierto hay bastante material, pero no te atosigues.
      Gracias por tus apreciaciones y la alegría del encuentro es mutua.
      Otro abrazo. :—)

      Eliminar
  16. Amiga gracias por tu visita y comentario...Me encantaría que me siguieras para seguirte yo, con mas facilidad...Un cálido saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Con gusto lo haré, es cierto, así te llegan las notificaciones de mis entradas directamente.
      Gracias por pasar.

      Eliminar
  17. Ha sido como observar a un artista mientras dibuja su obra, aunque ese final tan inesperado me ha sobrecogido.

    Me ha recordado cuando iba a la escuela de arte, mi hermana estudiaba en ella y ami me encantaba entrar en las clases de dibujo artístico ya que podía entrar y observar como dibujaban.

    Me ha encantado el relato Mirella.

    Besos :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. También para mí, mientras lo escribía me trajo reminiscencias de la época en que dibujaba.
      Muchas gracias por tu infaltable participación.
      Besos enormes (y frescos... brrrr... hoy hace mucho frío)

      Eliminar
  18. Pobre modelo. ¿tenía que morir?...
    Spero che si continua a usare la penna solo per scrivere, e non per uccidere i modelli ignari...

    baci

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cara Lucrecia, mi sembra che tu non sia una propria e vera Borgia.
      La modella giá non serviva più, era diventata una brontolona... e poi il pittore se la voleva levare dai piedi.
      Lui ha usato una matita, forse tu avresti usato il veleno... jajaja!!!!
      Bacioni.

      Eliminar
  19. Impecable dominio del tempo, de la tensión literaria. Francamente bueno.
    Abrazos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Acepto tus palabras con una modesta reverencia de agradecimiento.
      Amando, un gran abrazo.

      Eliminar
  20. Respuestas
    1. Todos aprendemos de todos, yo aprendo sobre poesía, de la que sé poco y nada.
      Muchas gracias por tu presencia por aquí.
      Gran beso.

      Eliminar
  21. Excelente relato. Sorprendente el final.
    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bienvenido Alejandro y gracias por tu comentario.
      Muchos saludos.

      Eliminar
  22. Varias cosas.
    Me dedico a escribir porque no tengo la habilidad de captar una imagen ni con el lápiz ni con una cámara, es mi frustración.

    Me hizo pensar en la creencia de muchos pueblos ágrafos, que con la imagen muere el sujeto o el alma.

    Buen final.
    Un beso.
    HD

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Siempre fui una buscadora empedernida de formas de expresión, además del dibujo incursioné en la fotografía y en la escultura. Pero siempre sentí que jugar con las palabras y las historias venían conmigo desde la infancia.
      Gracias por pasar, un abrazo.

      Eliminar
  23. Lo maravilloso del arte es que podemos escribir imágenes y pintar relatos... Y hasta ponerle música a ambos!!!
    Bellísimo
    Beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Paradojal, pero muy cierto! Me alegro de que lo hayas disfrutado, te agradezco mucho la visita.
      Besos.

      Eliminar
  24. Cuando el trazo de convierte en cuento. Enhorabuena

    un abrazo

    fus

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Fus y bienvenido, solemos cruzarnos en blogs amigos.
      También te haré una visita.
      Muchos saludos.

      Eliminar
  25. Preciosas las imágenes y los pensamientos.
    Un abrazo cariñoso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bienvenida y cuando quieras, el nido está siempre disponible.
      Gracias por la visita.
      Besos.

      Eliminar
  26. ...rispetto alla poesia scritta,l'arte grafica ha la forza di catturare il pensiero e di tenerlo prigioniero come fosse un segno stesso lasciato all'immagine...abbraccio..

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Un'immagine e la parola scritta hanno un peso enorme (specialmente messe insieme come in un film); chi scrive deve usare le parole per creare delle immagini nell'lettore, quella è la grande sfida.
      Ti tingrazio tanto Sergio per il tuo commento.
      Abbraccio.

      Eliminar
  27. A medida que leía tu cuento, imaginé otro para mi blog —me diste una idea genial—, pero al llegar al final, resultó ser el mismo que pensé, ja. Es muy bueno. Te felicito.
    Saludos.
    (Muy bueno el cambio de portada.)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Raúl, a veces pasa, tendrás que buscar un nuevo final. Pensar enriquece ¿no?
      El cambio de portada refleja el momento de creatividad que estoy transitando: un único pajarito, de espaldas sobre la negrura de la noche sin palabras... jajaja!!!
      Abrazo.

      Eliminar